Mundo

Donald Trump agradece a Irán tras la liberación de estadounidense en intercambio de prisioneros

Donald Trump agradece a Irán tras la liberación de estadounidense en intercambio de prisioneros

El presidente estadounidense, Donald Trump, agradeció este sábado a Irán por la “muy justa negociación” que permitió un intercambio de prisioneros entre estos dos países enfrentados, el cual fue organizado en Suiza.

Un hombre estadounidense encarcelado en Irán, Xiyue Wang, y un iraní detenido en Estados Unidos, Massoud Soleimani, fueron liberados hoy.

“Ha sido fantástico mostrar que podemos lograr algo. Tal vez sea un anticipo de lo que se puede conseguir”, declaró Trump en la Casa Blanca.

Poco antes, el mandatario había tuiteado: “Muchas gracias a Irán por una muy justa negociación. ¡Ven, podemos llegar a un acuerdo juntos!”.

Me siento “alegre de que el profesor Masud Soleimani y el señor Xiyue Wang vuelvan pronto con sus familias”, tuiteó por su parte el ministro de Relaciones Exteriores iraní, Mohamad Javad Zarif.

El canciller también envió “un gran agradecimiento a todos los involucrados, especialmente al gobierno suizo”, que representa los intereses estadounidenses en Teherán en ausencia de relaciones diplomáticas entre los dos países desde 1980.

“Suiza confirma su papel en el gesto humanitario que tuvo lugar en su territorio y llevó a la liberación de Soleimani y Wang”, dijo el ministerio suizo de Relaciones Exteriores.

Las fotos publicadas por Washington muestran que Wang fue recibido por diplomáticos estadounidenses en la pista del aeropuerto de Zúrich.

Presión máxima

Xiyue Wang, un investigador de origen chino, cumplía una condena de 10 años de cárcel por espionaje. Doctorando en Historia por la universidad de Princeton, en Estados Unidos, Wang investigaba sobre la dinastía Qajar en Irán, donde fue detenido en 2016.

Masud Soleimani, profesor de la universidad de Tarbiat Moddares de Teherán y especialista en células madre, había viajado a Estados Unidos en octubre de 2018 para una investigación. Fue arrestado a su llegada al aeropuerto de Chicago y trasladado a una prisión de Atlanta, según la agencia estatal de Irán, Irna.

En un comunicado, el jefe de la diplomacia estadounidense, Mike Pompeo, agradeció al gobierno suizo y se alegró de que Teherán “haya sido constructivo en este asunto”.

“Continuamos pidiendo la liberación de todos los ciudadanos estadounidenses detenidos injustamente en Irán”, agregó.

Bajo condición de anonimato, un alto funcionario estadounidense dijo que esperaba que la liberación de Wang indicara que “los iraníes pueden estar listos para discutir todos estos temas”, incluidos los programas nucleares y de armamento, los “rehenes estadounidenses” detenidos en Irán y las “actividades nocivas” de Teherán en la región.

“La campaña de máxima presión que el presidente Trump ha puesto en marcha está funcionando y es altamente efectiva”, dijo el funcionario estadounidense, recordando que Trump dijo que estaba listo para “reunirse con los iraníes sin condiciones previas”.

“No ha habido absolutamente ningún pago en efectivo o levantamiento de sanciones o ningún tipo de concesión o rescate” a cambio de la liberación de Wang, insistió.

Acusaciones de espionaje

Zarif compartió fotos en Twitter con Soleimani en un avión y escribió: “De vuelta a casa”.

El académico fue “liberado unos momentos después, tras un año de detención ilegal y entregado a funcionarios iraníes en Suiza”, dijo Irna.

Las relaciones entre Irán y Estados Unidos se deterioraron mucho desde mayo de 2018, cuando el presidente Trump decidió que su país se retiraba del acuerdo internacional sobre el programa nuclear iraní e imponía de nuevo sanciones a Teherán.

“Una inusual buena noticia en el frente entre Estados Unidos e Irán”, dijo Robert Malley, presidente del International Crisis Group.

Las detenciones de extranjeros en Irán, en particular binacionales, acusados a menudo de espionaje, se han multiplicado desde esa retirada de Estados Unidos del acuerdo.

Asimismo, no se conoce oficialmente el número de iraníes detenidos en el extranjero.

Privado de los beneficios económicos que esperaba del acuerdo nuclear, Irán comenzó en mayo de 2019 a romper algunos de sus compromisos en virtud del acuerdo.