Mundo

Dos buques petroleros son atacados en el golfo de Omán

Dos buques petroleros son atacados en el golfo de Omán

Un buque de rescate iraní salvó este jueves a los 44 miembros de la tripulación de los dos petroleros que han sido supuestamente blanco de un ataque en el mar de Omán, cerca de la zona en la que se registró un incidente similar el pasado mayo.

Los tripulantes - 23 de un carguero y 21 del otro - fueron rescatados del mar y conducidos sanos y salvos a la zona de Jask, en la provincia iraní meridional de Hormozgan, informó la agencia oficial IRNA.

Los dos cargueros afectados son japoneses, según el ministro de Economía, Comercio e Industria nipón, Hiroshige Seko, quien adelantó que las autoridades están reuniendo información sobre el tema, sin precisar quién puede estar detrás de este ataque.

La Quinta Flota Naval de Estados Unidos, con base en Baréin, había asegurado previamente por su parte que estaba prestando "asistencia" a petroleros "atacados" en el golfo de Omán.

"Hemos sido informados de un ataque contra petroleros en el golfo de Omán. Las Fuerzas Navales estadounidenses en la región recibieron dos llamadas de socorro por separado", aseguró este mismo jueves en un comunicado el comandante Josh Frey, portavoz de la 5ª Flota de la Armada, que es la responsable de velar por los intereses estadounidenses en aguas de la región. 

Según la nota, la primera llamada fue "a las 06.12 hora local, mientras que la segunda fue a las 07.00 hora local", y apunta que "los barcos de la Marina de Estados Unidos están en el área y prestando asistencia", sin identificar las banderas de los petroleros afectados.

Anteriormente, el departamento de comercio marítimo del Reino Unido, que depende de la Royal Navy, había informado en su página web de un "incidente" en el golfo de Omán, cerca de las costas iraníes, sin dar más detalles.

Tensiones geopolíticas en la región

Se trata de un nuevo "incidente" después de las "operaciones de sabotaje" contra cuatro petroleros, dos de ellos saudíes, cerca de la misma zona el mes pasado. Ese suceso provocó un repunte de tensión en el golfo Pérsico después de que Arabia Saudí y Estados Unidos acusaran a Irán de estar detrás de ese "sabotaje", un extremo que Teherán niega.

Además, EE. UU. ha decidido aumentar su despliegue militar en Oriente Medio tras este repunte con Irán a causa de las sanciones económicas de Washington y a la designación de los Guardianes de la Revolución iraníes como grupo terrorista.