Nacional

Mi equipo para el debut

Mi equipo para el debut

De no mediar un inconveniente o lesión de última hora, les quiero proponer mi equipo para el debut ante Uruguay el próximo jueves 8 a las 19.45 en el Centenario.

Arias; Isla, Medel, Paulo Díaz y Vegas; Aránguiz, Reyes y Vidal; Fuenzalida, Vargas y Sánchez. Creo que es lo mejor sobre la base de la nómina que entregó Reinaldo Rueda. Con las lesiones de Bravo, Maripán y Pulgar, tres que eran titulares, el colombiano tuvo que apelar a considerar nombres que están en competencia, más allá de alguna disyuntiva en ciertos nominados.

Chile nunca ha ganado por clasificatorias en el Centenario y, si bien todas las selecciones llegarán sin ritmo de competencia y con muchas dudas en su armado estratégico, nuestro seleccionado deberá preparar un partido siempre duro y complejo en la capital uruguaya.

Arias es el reemplazante natural del arquero que actualmente milita en el Betis, Isla sigue y seguirá siendo por un tiempo el indiscutido por la banda derecha. Con Medel autorizado para jugar, el hombre de Bologna es clave en la zona central. Su compañero de zaga –si bien no tiene muchos minutos de juego en River Plate–, Paulo Díaz, es número fijo en la oncena de Rueda.

Todos tenemos nuestra visión y opinión respecto al posible equipo que nos gustaría disponer en el debut ante los charrúas, pero sobre la base de lo que creo, con estos once nombres el dibujo original de un 4-3-3, puede pasar a 4-4-2 o un 4-2-3-1. Tendremos algunos días para debatir y esperar que ningún jugador tenga algún problema. Llegó la hora de la verdad y todo empezará en el templo del fútbol mundial.

La gran duda y que no logró definir el estratega nacional es el del lateral izquierdo, ya que si bien Sebastián Vegas viene jugando mucho en esa zona tanto en Morelia como ahora en Monterrey, su puesto natural es de defensor central. Todos esperábamos a Eugenio Mena en la citación, sin embargo, Rueda optó por dejarlo fuera. Sigo creyendo que Chile jugará con línea de cuatro en el fondo, considerando que la opción de la línea de tres no cuenta con todos los especialistas y requiere mucho trabajo y coordinación. Algo que ningún seleccionador tiene.

Pasemos a la zona media. Vidal y Aránguiz son fijos siempre. ¿Quién puede ser el volante central? Para mí gusto, Lorenzo Reyes tiene unos puntos de ventaja por sobre Claudio Baeza, esto dado que el ex Huachipato siempre ha sido del gusto de Rueda. Ambos juegan en México y creo que pueden ser alternativas válidas.

Arriba, hay tres nombres, claro uno de ellos puede hacer una función táctica y estratégica importante, como es José Pedro Fuenzalida. El Chapa –por momentos y cuando Chile deba tratar de recuperar el balón– pasará a trabajar y apoyar a Aránguiz, Vidal y Reyes. Cuando Chile pase a ofensiva, utiliza el carril derecho. Vargas es y será por un tiempo el piloto de ataque. Más allá de si juega entremedio de los centrales uruguayos o sale un poco del área, es el segundo goleador histórico de la Roja y casi siempre rinde. Tiene la experiencia y el conocimiento de este tipo de partidos de sobra.

La posición de Sánchez, históricamente y en los mejores momentos de la generación dorada, comienza por el sector izquierdo para quedar perfilado hacia el centro, ya sea para el remate o centro al segundo palo. Claro, en esa etapa ese movimiento lo hacía de memoria con Beausejour, para dejarle la franja libre al lateral y así provocar la duda en el marcador del sector. Sánchez siempre puede tener la libertad de moverse por todo el frente del ataque, no obstante, su mayor daño y preocupación la genera viniendo o partiendo desde la izquierda hacia el centro.

Usted y yo podemos debatir un nombre más o menos, pero, si revisamos la nómina, muchas alternativas más no hay por ahora. Creo que Rueda debió llamar a un arquero de más experiencia, en caso de que Arias se lesione, porque tener dos arqueros jóvenes y de proyección como Cortés y Carabalí, pareciera ser un riesgo muy grande. Sánchez, De Paul o Castellón eran buenas opciones.

Uruguay cuenta con un plantel importante, uno de los mejores de Sudamérica, incluso no citando a Edinson Cavani, uno de sus pilares en ataque, tomando en cuenta que hace casi siete meses no juega un partido. Un dolor de cabeza menos.

Todos tenemos nuestra visión y opinión respecto al posible equipo que nos gustaría disponer en el debut ante los charrúas, pero sobre la base de lo que creo, con estos once nombres el dibujo original de un 4-3-3, puede pasar a 4-4-2 o un 4-2-3-1. Tendremos algunos días para debatir y esperar que ningún jugador tenga algún problema. Llegó la hora de la verdad y todo empezará en el templo del fútbol mundial.

  • El contenido vertido en esta columna de opinión es de exclusiva responsabilidad de su autor, y no refleja necesariamente la línea editorial ni postura de El Mostrador.